bolsa-de-comida

(20/07/2016) “Es lamentable que el sueño de una sociedad mejor terminara en una bolsa de comida que ni siquiera llega a todos los necesitados, y en largas colas que pisotean la dignidad de un pueblo que una vez, no hace mucho, tuvo grandes esperanzas en un proyecto de país que se quedó en el texto de la constitución y que derivó en una de las mayores frustraciones de nuestra historia”, escribe en su columna de hoy en El Nacional el periodista Vladimir Villegas.

“El socialismo del siglo XXI llegó a su llegadero. Se volvió un caos, una inmensa frustración. Murió de mengua en las colas, en la desesperada búsqueda de alimentos y medicinas. En el profesional que busca en otras tierras las oportunidades que aquí se les niega. En el niño que va a escuela sin su desayuno. En el paciente que clama por un tratamiento médico que no encontrará. En el bachaqueo, en la impunidad que sigue protegiendo a los principales responsables de la tragedia que significa para un país no tener garantizada una alimentación balanceada para sus habitantes, pese a que supuestamente se destinaron miles de millones de dólares para tal fin”, aseguró Villegas.

Eñ articulo publicado en El Nacional agrega tambien que: “La realidad exige decisiones dramáticas, rectificaciones a fondo que tal vez impliquen dar la vuelta en U y salir de la ruta equivocada. Difícil que este gobierno lo haga, pero alguien lo hará. Hay que derribar muros tan complejos como el que  se vino abajo en Berlín. Muros ideológicos, de conceptos equivocados,  de empeño en desdeñar la experiencia ya vivida por un modelo que fracasó porque se puso de espaldas a la propia naturaleza del ser humano, a sus deseos no solo de libertad, sino de crecimiento, y de no colocarle límites a sus ansias de superación.”

Leer articulo completo en El Nacional

¿Tienes algún comentario? Hazlo a continuación: