(27/09/2016) El caso que se le sigue a Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas, sobrinos de la primera combatiente, Cilia Flores, pasó a otro nivel dentro del proceso judicial. Hasta ayer los abogados defensores y la Fiscalía tenían plazo para la entrega de observaciones relacionadas con la audiencia de supresión de evidencias celebradas el 8 y 9 de septiembre. Estas observaciones no se han hecho públicas.

Fuentes descartaron que los dos acusados logren la libertad de inmediato y sean deportados a Venezuela, como se ha podido conocer. Si bien el juez –luego de evaluar las declaraciones de testigos y documentos– puede decidir que no existen suficientes elementos para ir a juicio, el tipo de pruebas presentadas por las Fiscalía, aprobadas por el gran jurado han sido usadas en muchos casos de este tipo y el tribunal ha permitido su uso.

De acuerdo con Alex Alfano, experto en Derecho Criminal, a partir de este momento puede darse los siguiente:

  1. Una disposición que significa la conclusión del caso;
  2. La preparación para el juicio con las evidencias aceptadas por el tribunal, y
  3. La decisión de los dos acusados de aceptar la culpabilidad de los delitos que se le imputan y proceder a un acuerdo que los beneficie, con una sentencia más leve de la que podrían eventualmente obtener si persisten con la decisión de ir a juicio y que al final del mismo sean declarados culpables.

En el caso de los primos Flores, la Fiscalía presentó audios, grabaciones de video, fotos y testimonios que, de acuerdo con el gran jurado, constituyen elementos suficientes para generar la causa probable que permitió que en octubre de 2015 se aceptara y se aprobara una acusación formal contra los dos familiares de la pareja presidencial venezolana.

Relacionados  EEUU se opone a supresión de evidencias solicitada por defensa de los narcosobrinos

El Nacional

¿Tienes algún comentario? Hazlo a continuación: