(09/11/2016) La holgada victoria que  alcanzó Donald Trump al  ser electo como nuevo presidente de los Estados Unidos alcanzando 270 votos electorales necesarios para ser declarado vencedor de las elecciones presidenciales en el país mientras que Hillary Clinton obtuvo 218.

Las bolsas alrededor del mundo se desplomaron como si la victoria fuera inesperada aunque las encuestas daban igual probabilidad a ambos candidatos.

El ex secretario general de la OTAN Javier Solana ha confesado hoy su sorpresa por el triunfo del candidato republicano Donald Trump en las elecciones de este martes en Estados Unidos, que ha calificado de “malísima noticia”.  “Me cuesta creerlo. Pero sí que es una malísima noticia”, ha manifestado el político socialista en un mensaje en la cuenta social Twitter.

“Será difícil, será más duro que con otras administraciones estadounidenses” trabajar con Trump pero su victoria “es el resultado de un voto democrático” y “hay que respetarlo”, declaró Schulz a la emisora “Europe 1“.

Pero independientemente de los temores generados, que si a ver vamos no sabemos sin son fundamentados o no,  lo cierto es que su elección fue el resultado del voto popular y ahora, el próximo retor de Trump será establecer las líneas de su gobierno.

A partir del 20 de enero de 2017 empujará a paso veloz una transformadora agenda o “cambio real” durante sus primeros 100 días de gobierno.

Al final de la campaña electoral prometió un “primer día muy ocupado” en la Casa Blanca, agregando que el cambio comenzaría en su primer día en el cargo.

  • Una de sus promesas era “devolver la grandeza” al país con dos ideas centrales: reimpulsar la economía y fortalecer la seguridad nacional.
  • Renegociar desde el primer día el tratado de libre comercio de América del Norte (NAFTA, en inglés) y sacar a Estados Unidos de la Asociación Transpacífica (TPP).
  • Levantar restricciones a la explotación de combustibles fósiles, relanzar el oleoducto Keystone XL detenido por el presidente Barack Obama
  • Suspender el pago de miles de millones de dólares a los programas de la ONU contra el cambio climático.
  • “Expulsar del país a los más de 11 millones de inmigrantes ilegales criminales y cancelar visas de países que no los acepten de nuevo”, afirmó.
  • Suspender la inmigración procedente de “regiones propensas al terrorismo” y llevará a cabo una “examinación extrema” de quienes busquen entrar al país.
  • Contrato revolucionario con el elector: “Nuestra campaña representa el tipo de cambio que solo llega una vez en la vida”, dijo, señalando que las medidas serán parte de un “contrato revolucionario” con el elector estadounidense.
  • “Drenar el pantano” de la corrupción en Washington, imponiendo límites a los periodos de los legisladores, congelando la contratación federal y prohibiendo por cinco años a congresistas y trabajadores de la Casa Blanca convertirse en “lobbistas”.
  • Construir un muro en la frontera con México, que según él México pagará, así como imponer una pena mínima de dos años de prisión para cualquier inmigrante indocumentado que intente volver a entrar a Estados Unidos
  • eliminar la reforma de salud del presidente demócrata saliente conocida como “Obamacare”.
  • “Suspender el programa de refugiados sirios” para impedir la entrada de “terroristas islámicos
  • Acabar con todos los decretos, según él anticonstitucionales, firmados por Obama.
  • A pesar de las tensiones con su partido, que controla la cámara baja y el Senado, Trump afirma que trabajará con los legisladores para aprobar leyes que crearán al menos 25 millones de empleos en una década, principalmente mediante la “mayor reducción de impuestos” desde los años 80 para la clase alta y las empresas.
  • Sobre Venezuela dijo: “Es un país rico en recursos, vibrante y bello, lleno de gente trabajadora e increíble. Pero Venezuela ha sido llevada a la ruina por los socialistas”, dijo. “El próximo presidente de Estados Unidos debe solidarizarse con toda la gente oprimida en nuestro hemisferio y yo defenderé a los venezolanos oprimidos que desean ser libres”.
Relacionados  El aprendiz de brujo

El republicano espera atraer mil millones de dólares en inversiones para infraestructuras en la próxima década a través de alianzas público-privadas y fuentes privadas, impulsadas por una baja impositiva.

Además tiene otros asuntos pendientes: actuar ante la justicia contra la docena de mujeres que lo acusaron de manosearlas. Según él, todas son unas mentirosas.

Con  información de El Confidencial

¿Tienes algún comentario? Hazlo a continuación: