(03/12/2016) Aunque en las vitrinas de algunos comercios de ropa había ofertas: “Remate a Bs. 10.000”, “Todo a Bs. 2.990” o “3 x 1“, no se observaron compradores adentro preguntando por la mercancía ni saliendo con bolsas. “La gente entra, pregunta precios, hasta se prueba la ropa y sale sin comprar nada”, comentó Albertina Pertus, encargada de una tienda de vestidos para damas, localizada en Chacao.

navidad_venezuela

Confesó que el cartel que promociona el descuento de las piezas aplica solo en mercancía seleccionada, pero lo utilizan como estrategia para que los clientes entren y se enamoren de otros productos.

Sin embargo, los gerentes y encargados de zapaterías y establecimientos de vestimenta para damas, caballeros y niños señalaron que este año las ventas de estrenos para las festividades de Navidad y Año Nuevo disminuyeron entre 75% y 80% en comparación con la misma fecha del año pasado.

Cuentan que el tráfico de clientes en las tiendas descendió considerablemente. “En esta época en 2015 la tienda se llenaba, se hacía cola de gente en las entradas y también en la caja para pagar. Esta Navidad las ventas en la primera quincena de noviembre se movieron un poco, pero volvieron a caer. Esperamos que mejoren a partir del 15 de diciembre con el pago de las utilidades”,  dijo Yornavya Márquez, vendedora.

Agregó que a finales de 2015 un cliente podía adquirir más de 6 prendas de vestir, pero ahora se llevan apenas una y la que está en oferta o tiene el menor precio. Exhibían franelas entre 4.000 y 24.000 bolívares; suéteres entre 36.000 y 38.000 bolívares.

De acuerdo con Ayram Hernández, gerente de otra tienda de ropa para caballeros y damas, el número de unidades vendidas ha caído, aunque se han incrementado el monto facturado en dinero por el alza en los precios. Indicó que son fabricantes nacionales, pero también ofrecen algunos productos importados de Panamá, a los que les han mantenido el mismo precio, a pesar del aumento del dólar y del costo de reposición. “Ya tenemos pérdidas con esa mercancía, pero esperamos compensarlas a finales de mes con el aumento del volumen de las ventas”, afirmó.

Linda Carrera, madre de una adolescente próxima a cumplir quince años, señaló que había vendido una joya para poder comprarle a su hija la ropa para las festividades navideñas y para su cumpleaños. “Voy a complacerla  festejándole sus quince años en una reunión con la familia y sus amigos; tenía que comprarle ropa nueva adecuada”, afirmó. Solo los zapatos que pidió la cumpleañera costaban 80.000 bolívares.

Y la ropa importada…

Para pocos. En una tienda de ropa importada para niños, la encargada indicó que esta semana subieron 20% los precios por el alza del dólar y las ventas se frenaron. Una franela, una camisa y un blue jean para un niño de 2 años costaban 237.580 bolívares, mientras que una bermuda en conjunto con una franela tenía un precio de 131.320 bolívares. Para una niña, un vestido costaba entre 97.900 y 132.000 bolívares. “Hace tres semanas se llevaban hasta 12 piezas al día, pero ayer solo vendí una”, dijo.

Daniela Pulido, licenciada en Computación, indicó que hay que caminar y comparar precios antes de comprar. “En una tienda conseguí un vestido a 11.000 bolívares, que aunque era sencillo, acompañándolo con unos buenos accesorios quedas muy bien, mientras que en otro lugar un modelo parecido costaba 4 veces más”.

En una zapatería los precios del calzado para caballero oscilaban entre 31.000 y 58.000 bolívares, el de damas entre 26.000 y 45.000 bolívares, pero no habían vendido ni un par ayer. “Aunque se está trabajando de 9:00 am a 9:00 pm las ventas no han mejorado”, confesó la encargada de la tienda.

El Nacional

¿Tienes algún comentario? Hazlo a continuación: