wilmito1

(01/04/2017) El “Wilmito” asesinado la madrugada de este sábado,  tenía reglas muy claras, las cuales  impuso como líder negativo en distintas cárceles por las que pasó, como Vista Hermosa en Bolívar. 

Nosotros no humillamos a ningún hombre, preferimos matarlo“, contó en una oportunidad, según reseña Armando.Info. “No  damos tiros en la espalda, sino donde les pegue. Yo no estoy todo el día dando órdenes. Las personas se mueren en la cárcel por la rutina impuesta“, señaló.

En la cárcel no se puede demostrar que uno teme al otro. En el techo del recinto penitenciario se castigan por días a quienes transgreden las normas del pran. A los que roban le propinan un tiro en la mano. A los violadores no les perdonan la vida.  Tampoco se puede revelar a un Guardia Nacional dónde se esconden las armas y municiones.

Sin embargo, en horas de la madruga de este sábado recibió de su propia medicia, tras ser asesinado de varios disparos en el peche y uno en la frente dentro de la Tocorón. Hasta el momento se desconoce el motivo del suceso.

Wilmito de boxeador a pran

En alguna oportunidad, alias Wilmito dedicó su vida al deporte, perteneció a la selección nacional de boxeo y llegó a ser campeón suramericano.

En 2004 quedó arrestado por delitos como secuestro y homicidio, fue llevado a la cárcel de Vista Hermosa y para el 2005 ya lideraba el penal, que tomó por la fuerza. De inmediato se convirtió en un pran de influencia nacional. Su rostro incluso se podía apreciar en las paredes de ese recinto donde enseñó a boxear a varios reclusos.

Relacionados  Mataron al “Wilmito” esta madrugada en Tocorón #1Abril

Desde la cárcel mantuvo control del crimen organizado en la región oriente del país. También se conoció que Wilmito  tenía en este recinto tenía una oficina donde atendía a sus “clientes” ofreciéndoles asesorías y consultas sobre el procedimiento a seguir cuando eran víctimas de robos de vehículos.

Un análisis psicológico que le realizó un equipo de expertos arrojó que “Wilmito” cuenta con un alto coeficiente intelectual, que no reconoce el daño a la sociedad ni haber hecho algo malo y se le recomendó asistencia psiquiátrica por presentar patología clínicas.

Brizuela estuvo presente en ruedas de prensa con autoridades del Gobierno nacional y participó en el foro Mitos y Realidades del Sistema Penitenciario. Para diciembre 2016, la ministra Iris Varela le otorgó régimen de confianza tutelado a Brizuela, por lo que debía encontrase en la parroquia El Paraíso, del municipio Libertador, del Distrito Capital, sin embargo, para el momento del ataque armado, estaba compartiendo con su familia en la Isla de Margarita.

Su historia termina este sábado primero de abril en el internado judicial de Tocorón donde al parecer le aplicaron las mismas reglas que él impuso.

El Cooperante

¿Tienes algún comentario? Hazlo a continuación: