ninos_intoxicados_x_Clap

(15/05/2017) Dos niños murieron por ingerir alimentos CLAP, mientras que dos hermanos, la madre y una prima de los menores sufrieron intoxicación, luego de consumir el almuerzo el jueves 11 en su domicilio, en el sector Los Rosales, en Quebrada de Cúa en el estado Miranda.

La familia recibió una caja contentiva de alimentos CLAP el miércoles, explicó José Ibarra, tío de los fallecidos. El almuerzo, que fue preparado por la abuela materna, consistió en caraotas negras, pasta y atún enlatado. Todo fue aderezado con atún, salsa de tomate y mayonesa.

Los fallecidos son Rusbeli Adriana Castro Ibarra, de 3 años de edad, y su hermano Anderson Eduardo Castro Ibarra, de 11 meses de nacido, quien falleció en el Hospital de Cúa. Rusbeli Adriana murió antes de ser ingresada al Hospital Universitario de Caracas adonde fue referida por médicos del Hospital Doctor Osío, de Cúa, debido a su delicado estado.

Como en la morgue de Ocumare del Tuy no hay patólogo, los cadáveres fueron traídos a la medicatura forense de Bello Monte, donde les practicaron la autopsia que reveló que la muerte ocurrió por edema cerebral severo.

Con muestras tomadas a los niños se les practican experticias toxicológicas e histológicas para conocer lo que les ocasionó el edema.

Dos hermanos de los fallecidos, de 4 y 5 años de edad, su madre Jackeline Ibarra y una prima de ellos de 15 años de edad, también se intoxicaron. Inicialmente todos fueron trasladados al Hospital Doctor Osío. La madre y la prima de los niños fueron atendidos en ese centro asistencial y luego les dieron de alta.

Rusbeli Adriana y sus dos hermanos fueron trasladados al Hospital Universitario de Caracas donde la niña murió antes de ser ingresada. Los otros dos pequeños fueron dados de alta, una vez que fueron atendidos por los médicos de guardia.

José Ibarra explicó que luego del almuerzo, pasadas unas dos horas, los integrantes de la familia comenzaron a presentar dolores estomacales y algunos se pusieron cianóticos por lo que decidieron llevarlos al Hospital de Cúa.

Al ser consultado Ibarra manifestó que ningún miembro de la familia revisó la fecha de vencimiento de los productos que contiene la caja CLAP y tampoco se percató de la procedencia de los alimentos, si son hechos en Venezuela o en otro país.

Se calcula que los resultados de los exámenes toxicológicos e histológicos pudieron estar para finales de esta o la próxima semana. Esas experticias se realizan con muestras tomadas de órganos como hígado y riñón de los fallecidos, y las experticias las practican los especialistas de Toxicología e Histología de la morgue de Bello Monte, de acuerdo con las instrucciones del patólogo que hizo la autopsia.

Se presume que a la par de esta investigación el Laboratorio de Microanálisis del Cicpc hará una experticia a los alimentos que contienen las cajas CLAP, adquirida por la familia Castro Ibarra, con el fin de determinar si alguno está contaminado. En caso de ser positivo conocer qué tipo de sustancia influyó en la intoxicación de los menores de edad y su familia.

El vocero encargado de la entrega de cajas o bolsas CLAP que labora en una comunidad manifestó que desde que tiene esa actividad, es la primera vez que conoce de personas intoxicadas con alimentos CLAP.

El Nacional

¿Tienes algún comentario? Hazlo a continuación: